septiembre 2020 - IV Año

ENTREVISTAS

María José Mattus y Jesús de Castro: ‘Aquarellen es una aventura con mucho futuro, donde queremos aunar literatura y arte’

Hablamos con los directores de la Revista Literaria Aquarellen: Más de 40 números y 4 años publicando literatura de calidad. El nº 41 de la publicación confeccionada en Chile ya está disponible para los lectores Aquarellen 41
Aquarellen en Facebook

Acua portadaHan pasado varias semanas desde que la directora de redacción y el director de contenidos respectivamente de Aquarellen estuvieron en Madrid. Por esas fechas, esta espléndida revista realizada en Chile iba camino del número 40. Cuando se publica esta entrevista el número 41 es ya una realidad y el 42 está en camino. Aquarellen mira al futuro con vitalidad y nuevos proyectos.

Quedo con María José Mattus y Jesús de Castro en la cafetería de la Liberia ‘La Central’ de la plaza del Callao. Observados por libros que en las estanterías de la librería aguardan a posibles lectores, iniciamos nuestra conversación sobre la revista que tras cuatro años existencia se ha consolidado como un gran puente cultural entre la poesía de las dos orillas del Atlántico.

-¿Cómo y porqué surgió la idea de publicar Aquarellen?

-[María José Mattus] Cuando nosotros nos conocimos en Arenas de San Pedro (Ávila, España), entre las tertulias que íbamos teniendo, cuando quedábamos y hablábamos surgió la inevitable conversación sobre el idioma que une a España y América, y lo importante que es tender puentes que nos unan, sobre todo a través de las letras, un ámbito donde la interacción entre España y Chile es muy importante. Muchos escritores chilenos han hecho su vida en España, les han publicado acá por primera vez como a Gabriela Mistral o Roberto Bolaños que falleció aquí. Era importante para nosotros mantener ese lazo y entre copas surgió la idea de hacer algo. Pero no teníamos muy claro qué, más allá de intercambiar poemas, amigos, impresiones,…Yo personalmente tenía la idea de hacer algo que tuviera una veta periodística, que fuese algo informativo, que fuese una vitrina donde exponer autores y obras, por decir así. Entonces Jesús fue a la Feria del Libro de La Serena (Chile) y una vez allá decidimos hacer Aquarellen. Quisimos que fuera digital, pero también con un formato parecido al papel, que se pudiera ojear. Al final escogimos la plataforma ISSUU. En ese formato se puede descargar en pdf, se puede imprimir si se quiere,… También pensamos hacer la revista a través de internet porque era la única forma de mantenernos unidos con los amigos que tenemos en la literatura, la manera de unirlos era internet y las redes sociales que han servido para fomentar ese lazo,…

-[Jesús de Castro] Como apunte a lo que ha dicho María José,  quisiera añadir que el principal motivo de que Aquarellen sea así es que nosotros pensamos siempre que lo que debía prevalecer en esta publicación no era la revista en sí, sino el autor o autora, que quienes leyeran Aquarellen tuvieran delante ante todo a los autores, su biografía y su obra, porque la forma de la revista es virtual, es intangible, pero los autores no. Lo que hemos perseguido es que quienes destaquen aquí sean los autores, que sea fácil acceder al autor, a su obra, que sea fácil leerle.

acua41-¿De dónde viene Aquarellen, el nombre que escogisteis para la revista?

-[María José Mattus] A mí me gusta mucho la música, sobre todo la música de la renombrada familia austriaca Strauss. De los tres hermanos, Josef Strauss además de músico era poeta, escribía ensayos y obras de teatro.

-[Jesús de Castro] Aquarellen es un homenaje a Josef Strauss que también era poeta y al mismo tiempo es el nombre de un vals compuesto por él.

-[María José Mattus] Sí, Aquarellen es un vals precioso compuesto por Josef Strauss. El nombre de Aquarellen es en efecto un homenaje a Josef que es poeta, por otra parte el término hunde sus raíces en el Latín y se refiere a una pluralidad de colores, a diferentes tonalidades,… nos pareció un buen nombre para la revista.

-Cuatro años funcionando, más de 40 números publicados, el 42 está en el horno… a lo largo de todo este tiempo habéis publicado a un gran elenco de poetas latinoamericanos y españoles. Aquarellen se ha convertido en referente para la poesía contemporánea escrita en español. ¿Cómo valoráis el trabajo realizado hasta ahora que os traído hasta aquí?

-[Jesús de Castro] Personalmente estoy muy satisfecho, como comentábamos en Ávila hace unas semanas comenzamos con cierta timidez y lo andado en estos más de cuarenta números es tremendo. Estamos muy satisfechos, pero tenemos proyectos a largo plazo de cara al año 2019.

-[María José Mattus] La idea es seguir avanzando. Como decía Jesús para mí ha sido una sorpresa muy agradable. Empezamos con un primer número y tres autores, con mucho apoyo de redes sociales. Llegamos a las mil lecturas, compartiendo, enviando por correo el enlace, pidiendo que nos leyeran,… al segundo número se sumaron más autores y más lectores. Después comenzó a conocerse, funcionó el boca a boca y hasta hoy. Como decía ha sido muy satisfactorio.

¿Qué proyectos de futuro son esos a los que os referíais?

[Responde Jesús de Castro] El primero y más real es un reto que me lanzaron José María Muñoz y Pepe Pulido en Ávila. La idea es hacer un especial en octubre con poetas abulenses y castellanos, coincidiendo con la celebración de la Hispanidad, convertir a Aquarellen un poco en coballa, hacer esta edición a ver como resulta y luego decidir que más hacemos.

[María José Mattus] La idea de esta edición abulense es publicar no solo a escritores sino también a pintores o ilustradores. Hace ya unos números dimos espacio en la portada a pintores, ilustradores, fotógrafos,… la portada ha sido para publicar a creadores de lo visual. Queremos introducir pinturas o imágenes de algún pintor o fotógrafo abulense en la portada y contraportada, publicar algunos de esos poemas o textos visuales que ya venimos haciendo. En este sentido, hemos ido introduciendo poemas o fragmentos de textos de poetas que han publicado en Aquarellen acompañados de fotografías o ilustraciones. La propuesta es hacer una revista donde se unan literatura y arte visual.

acua2017En Ávila se pensó Aquarellen, aunque luego se le dio forma en Chile y es en Chile donde, digamos, se produce la revista. Sin embargo, habéis conseguido llegar a un público muy amplio y habéis traspasado vuestro ámbito geográfico. En la revista han publicado poetas de muy diversos países que al tiempo han contribuido a divulgar el proyecto Aquarellen, …

-[Jesús de Castro] En el fondo Aquarellen es poesía sin fronteras, que es como deber ser la poesía, sin limitaciones, no encorsetada,…

-[María José Mattus] Es verdad que Ávila es el núcleo al que Jesús pertenece desde antes de embarcarse en el proyecto de Aquarellen, el grupo de escritores al que está ligado junto a otros autores como Muñoz Quirón, Antolín, Pulido, … de ahí nos fuimos extendiéndo a otros lugares de España: Madrid, Valencia, Andalucía, etc., el proyecto se ha ido agrandando.

-¿En Chile y en el resto de Latinoamérica…?

-[María José Mattus] De momento, hemos publicado pocos poetas chilenos. Sin embargo, tenemos contacto con asociaciones literarias de Perú, Argentina (en concreto de Mendoza), México, Salvador, Uruguay,… En Uruguay, el colombiano Fernando Chelle ha apoyado mucho este proyecto. El que hayamos publicado pocos escritores chilenos creo que tiene que ver con nuestra personalidad, los chilenos somos un poco tímidos y, por otro lado, vemos con un poco de recelo lo nuevo. En ese sentido, el carácter español es más abierto, la mayoría de los autores tanto con renombre como los que empiezan nos ha dicho sí a publicar en Aquarellen. En Chile es algo distinto, hay autores que no se arriesgan con lo nuevo y con lo digital.

-¿Creéis que hay una frontera entre los autores que aceptan lo digital y los que recelan de ello, es una cuestión generacional?

-[Jesús de Castro] Yo creo que no. Hemos publicado a Francisco Javier Irazoki o a Alfredo García Francés, ahí hay un salto generacional y ellos están encantados con estas ideas. Creo que es algo más individual, algo del carácter propio de cada artista con el que contactamos.

-[María José Mattus] Sí, yo me atrevería a decir que pasa un poco en Sudamérica en general y acentuadamente en Chile. También nos ha ocurrido con autores argentinos, lo miran con un poco de recelo y te dicen: tengo que ver quien publica ahí y si veo que está bien, publico. Hay otros autores que están encantados desde el principio, en cuanto se lo propones. Por ejemplo, Sergio Macías Brevis está feliz con Aquarellen, entusiasmado, y nos apoyó desde el comienzo.

-Internet es una gran herramienta para difundir la obra de un autor, pero también es algo engañoso…

-[María José Mattus] Hay contradicciones. Es parte de la ambigüedad de la vida, supongo. Nos ha pasado que hemos recibido críticas de poetas que tienen muchos ‘me gusta’ en Internet, pero su poesía no es buena. Por lo menos esa es nuestra opinión. Muchos se han enojado porque no han sido publicados en Aquarellen y por ello hemos recibido críticas. Sin embargo, queremos mantener un determinado nivel de calidad.

Acua 2¿Cómo observáis el panorama actual de la poesía Chilena y Latinomericana?

-[María José Mattus] En el caso de Chile, estamos pasando por un momento de crisis en la cultura, casi todos los grandes artistas de diferentes ámbitos están en Europa o Estados Unidos porque en Chile los apoyos son escasos. Claro, aquí también sorprende que uno de los libros más vendidos sea el de Belén Esteban. Quitando esto, en España hay más disposición, desde el punto de vista cultural las instituciones, las asociaciones, son mucho más abiertas. Allí es distinto.

-[Jesús de Castro] Allí en Chile, lo que hacemos nosotros mucho es rescatar al poeta de calle, al que todos ignoran. Poetas que sin embargo tienen calidad. Prefiero a un poeta desconocido de calidad que otro que solo tiene la aprobación gubernamental de turno. En Chile hay una producción poética de gran calidad de autores desconocidos o no suficientemente conocidos. Hay otros que venden humo, como pasa aquí también, solo porque tienen los amigos adecuados.

-En Europa parece haberse sustituido la cultura de la reflexión o del pensamiento crítico por la cultura del entretenimiento, ¿sucede lo mismo en Latinoamérica?

-[María José Mattus y Jesús de Castro] Sí, no solo en la literatura, también en la música, el cine y otras artes. Luego Internet de alguna manera nos ha metido en la era del mensaje corto, parece que nadie quiera tomarse la molestia de leer un texto largo y reflexionar sobre lo que se lee. Parece que tuviéramos prisa por todo.

-Una curiosidad, para ir finalizando la entrevista, ¿Aquarellen ha tenido acogida en Estados Unidos? ¿Tenéis lectores de habla española o inglesa que se interesan por los contenidos de la revista?

-[María José Mattus y Jesús de Castro] Nos parece perfecto que lo hispano esté presente en los Estados Unidos. Es muy agradable ver que tenemos muchísimos lectores de Estados Unidos y también de Canadá. Hemos publicado autores latinos que viven allí y escriben su poesía en Estados Unidos. Cuando vemos esto nos damos cuenta de que el español es la segunda lengua más hablada del mundo y no está en el escalafón que se merece. También tenemos lectores en Austria, Francia y otros países europeos.

-Por último, ¿creéis que en el mundo de hoy la poesía pude contribuir a derribar muros como el que el presidente Trump está empeñado en construir a cualquier precio?

-[María José Mattus y Jesús de Castro] Creemos que por muchos muros físicos que quieran levantar, al final lo universal de la cultura termina por superar esos muros. El muro de Trump, más tarde o más temprano, pasará a la historia como sucedió con el muro de Berlín. Pero, a pesar de las crisis, la cultura prevalecerá. Como primicia te diremos que está previsto hacer una edición bilingüe español-inglés de Aquarellen.

Me quedo con esta primicia, gracias,…

ARTÍCULOS PUBLICADOS EN ENTREVISTAS