septiembre 2020 - IV Año

ENTREVISTAS

José Zarate: ‘La música clásica no ha alcanzado todavía la repercusión mediática que debería tener en España’

1ª foto de José ZárateLa música clásica no ha alcanzado la repercusión mediática que debería tener en España, pero su desarrollo ha sido magnífico en los últimos 40 años‘, explica José Zarate con quien he tenido el gran placer de conversar. Compositor, pianista y Doctor Europeo en Historia y Ciencias de la Música por la Universidad de Oviedo, es considerado por críticos, musicólogos e intérpretes como uno de los más significativos compositores de la actualidad artística española. Asimismo, es Académico de la Real Academia de Bellas Artes y Ciencias Históricas de Toledo y de la Academia de las Artes y las Ciencias de la Música de España, Profesor en la Universidad Rey Juan Carlos, colaborador de la Junta Directiva y del Consejo de Dirección de la Sociedad General de Autores y Editores, Patrono de la Fundación SGAE y presidente del Área de sinfónicos. También colabora con el Consejo Rector del instituto Complutense de Ciencias Musicales.

-He pensado que la mayoría de las entrevistas que le han hecho habrán sido sobre todo para descubrirle como músico y compositor, así que en esta nos vamos a centrar en descubrir su música ¿Cada una de sus composiciones son el resultado de una ‘inspiración súbita’?

-No creo en la inspiración, pero sí creo en el trabajo, la constancia, la experiencia y la emoción, entre otras muchas cosas, claro. Pienso que las ideas son producto de la reflexión y las circunstancias aprendidas. Existe la casualidad, pero en mi trabajo, absolutamente creativo, asumo y valoro más la causalidad.

-¿Trabaja varias composiciones al mismo tiempo?

-Como creador, me considero un artesano: tengo en mi ‘taller’ diferentes proyectos de obras, algunos comenzados, otros esbozados, otros en periodo de ‘maceración’. Trabajar componiendo es lo que me hace crear.

Saludando con Marta EspinósJosé Zarate con Marta Espinós-¿Cómo se prepara para trabajar?

-No tengo una preparación especial para escribir. Aunque, como antes he comentado, me gusta estar cerca de ‘mi taller’. Eso sí, necesito el máximo de silencio ambiental y mucha luz natural. Soy mediterráneo; necesito el sol para vivir. Me cuesta mucho escribir por la noche, y eso que muchas de mis obras tienen a la noche o lo nocturno como un hecho fundamental. Ejemplos están obras como Nocturnos de Barataria, Cuatro nocturnos o Cantos negros, todas para piano solo; u obras como Trois nocturnes par la mort de Dieu, para barítono solo, Nocturne of red water, para orquesta sinfónica, Bagatella di notte, para mezzosoprano solo, o Gabon, para orquesta de cuerda. Buena parte de mi producción orquestal está editada por la prestigiosa editorial Music Sales Classical, la cual protege y difunde la música clásica actual.

-A la hora de componer, ¿escribe con rapidez, o necesita bastante tiempo para encontrar lo que busca?

-Considero que el proceso de creación no es instantáneo sino producto del trabajo constante e intenso. El tiempo que empleo en cada obra es impredecible, aunque me considero compositor de escritura rápida.

-En su trabajo, ¿sigue un sistema compositivo definido, o por el contrario, se dejas llevar por su inspiración?

-No sigo ningún sistema predeterminado; asumo todos los recursos musicales posibles (color armónico tonal o no tonal, tímbrica, alturas, rítmica, agógicas, etc.) como elementos que formarán los discursos que pretenda plasmar en el texto musical. Todos estos recursos están a mi servicio como creador, no yo a ellos. Como un pintor, en mi ‘paleta de creador’ hay multitud de herramientas, soportes, estructuras, secuencias expresivas, tonalidades, no tonalidades, infinitud de procesos y recursos que están a mi servicio para que los utilice como considere oportuno (o como sea capaz de utilizarlos).

reina y zarateLa Reina Sofía y José Zarate-¿Prefiere componer música para orquesta, música de cámara o para un instrumento solista?

-Cada formato instrumental tiene su peculiaridad e idiosincrasia. Mis preferencias son siempre ofrecer un texto poético que sea capaz de transmitir emoción a aquel que la declame, en este caso, un músico que conozca y domine un objeto llamado instrumento musical. Me considero un dramaturgo: escribo para que otros declamen lo que he escrito, vivan, sientan, se emocionen con mis propuestas creativas. Como buen dramaturgo, compongo para que los actores sientan y emocionen, y con ello, nos hagan sentir y emocionarnos a aquellos que les contemplamos y escuchamos.

-Su música tiene diversidad de contrastes. ¿Música tonal o Música atonal?

-Sólo prefiero la música, pues son los discursos expresivos los que deben tener la capacidad de transmitir la emoción. La tonalidad o no tonalidad son dos de los recursos que como compositor tengo para crear mis discursos expresivos. Es más: aunque conciba mi música para un objeto concreto, llamémosle instrumento musical, mi pretensión como dramaturgo es acercarme al pensamiento y mentalidad de aquel que domina dicho objeto, pues será él como declamador y actor del texto poético musical, a través de dicho instrumento, quien transmitirá su emoción a los que le escuchen, empezando por él mismo. Siempre me gusta decir que más que escribir para piano o violín, por ejemplo, escribo para el pianista o el violinista, aquel que conoce el medio sonoro para transmitir sus emociones con su declamación musical.

-Sus obras son meditativas que asumen un constante viaje. ¿Se considera un compositor inquieto a la busca de nuevos lenguajes?

-Siempre estamos viajando, en lo material y quizá en lo inmaterial. Nuestra vida es un viaje en el tiempo, en el espacio, y en nuestras experiencias. Yo sigo buscando como el primer día, sigo investigando y experimentando nuevas ideas y concepciones interpretativas con la misma pasión que lo hacía 20 años atrás. Aunque, como es lógico, los años son experiencia y aprendizaje. Una fotografía o un vídeo de mí realizado hace 20 años muestra a una persona 20 años más joven, pero sigue siendo la misma persona. Nunca rehuiría de dicho documento por el hecho de mostrar tal y como era yo hace 20 años. Evidentemente, hay cosas que quizá no me gusten, pero las asumo como producto de mi pasado. Quien no respeta su pasado, no respetará su futuro. Mi música es fruto de mí como creador, como músico y como persona. La respeto toda, y me identifico con cada una de mis obras, sean fechadas hace 20 años o ayer mismo. Coherencia y consecuencia: coherente con las ideas creadas, y consecuente de las mismas.

-¿Qué piensa de los compositores españoles actuales?

-Me atrevo a decir que, desde mediados del siglo XX hasta la actualidad, la Música Española está viviendo su etapa más prolífica de toda su Historia con un nivel de excelencia absolutamente extraordinaria, con permiso del gran siglo XVI.

3ª foto de José Zárate-¿Cree que la música española ‘contemporánea’ es reconocida por su valor en España y en el extranjero?

-Como comentaba anteriormente, la Música Española vive su mejor etapa (y lo que aún le queda por mejorar y desarrollarse). Su reconocimiento ya está consolidado en los ámbitos musicales internacionales, aunque, como en muchas cosas, aún nos queda por trabajar. La música clásica no tiene la repercusión mediática que debería tener España, pero su desarrollo ha sido magnífico en los últimos 40 años. Y la acogida por parte del público irá creciendo, quizá lentamente, pero no tengo duda que siempre en aumento.

-¿Qué consejos les daría a los jóvenes músicos y compositores?

-Que sientan y se emocionen, y que quieran hacer sentir y emocionar a aquellos que se acerquen a sus textos poéticos musicales.

-¿Tiene en su producción musical alguna obra especialmente preferida, y si es así, nos interesaría mucho saber por qué?

-Difícil pregunta. Mi condición de pianista hace que mi música creada para piano esté muy cercana a mí como músico, aunque todos los instrumentos musicales son fundamentales en mi pretensión de concebir un texto poético que sea capaz de ser ‘cantado’ por ellos. Aunque confieso cierta debilidad por obras como Ioseph ab Arimathia (José de Arimatea), para actor y orquesta sinfónica o Alonso de Quijada, para orquesta sinfónica especialmente por su fuerza declamativa y emotiva; Viola Concerto, para viola y orquesta, Violinesca, para violín y orquesta o Concierto, para piano y orquesta de cámara por sus dialécticas concertantes; o casi toda mi música coral, aunque destaque Lamentatio quarta o Dos nanas para un Niño Dios ambas para coro mixto a capella; y como decía antes, prácticamente toda mi producción concebida para piano, como Cantos negros, los siete cuadernos de la obra Il bosco di Giarianno o los diversos Nocturnos para piano solo. En verdad, me es difícil no tener debilidad por cualquiera de mis obras; me siento como un padre que quiere a todos sus hijos…

-¿Nos podría comentar sus próximos proyectos de estreno de obras o grabaciones discográficas?

Solemne ingreso como Académico en la Real Academia de Bellas Artes de ToledoIngreso en la Real Academia de Bellas Artes de Toledo-Este 2017 viene cargado de estrenos y presentaciones de producciones discográficas. Un año que, además, espero sea igualmente prolífico en nuevas obras. En primer lugar, por febrero o marzo saldrá al mercado un CD con el sello discográfico SONY CLASSICAL con la grabación de cinco obras para orquesta sinfónica: Alonso de Quijada, Concierto breve para orquesta, Nocturne of red water, Viola concerto y Cinco piezas breves. Dicho registro ha sido realizado por la Orquesta Sinfónica de Extremadura bajo la dirección de su director titular Álvaro Albiach, siendo la viola solista la internacionalmente reconocida Isabel Villanueva. Unos intérpretes (director, solista y orquesta) de un nivel excelente.Continuando la promoción de un CD para piano, ‘Nocturnos y Cantos negros’ interpretado por Javier Cembellín y publicado por Several records, en abril, el violinista Alejandro Bustamante grabará un CD para el sello IBS CLASSICAL donde registrará, entre otras, dos de mis obras para violín solo: Canto para violín nº1 y nº2, ésta última en estreno absoluto.

-Algo más que destacar….

-En estos momentos podemos destacar que a lo largo del año se irán estrenando piezas como Berceuse et noir, para dos claves por el prestigioso dúo L´entretien des clavecin, con su grabación para un CD con obras históricas y nuevas para dicha formación instrumental; una obra para clarinete, violín, viola y violoncello a solicitud de un grupo de cámara asentado en Extremadura para una gira nacional e internacional; el estreno por la República Checa y Alemania de una pieza para violoncello y piano por Elena Nezhdanova. Y seguir agradeciendo a todos los intérpretes que programan mi música en sus conciertos, destacando obras para piano solo realizadas por Marta Espinós, Eduardo Fernández, Carolin Danner, Marianna Prjevalskaya, Eusebio Fernández (entre otros), obras de cámara, de coro, u obras orquestales, deseando que este año se produzca el estreno de una de mis obras más queridas: Violinesca, para violín y orquesta sinfónica.

-Por último: ¿En qué obras está trabajando en estos momentos?

-En este final de otoño de 2016 he terminado obras como Nana roja, para cuarteto de cuerda, cuyo estreno se ha producido el 30 de diciembre de 2016 dentro del XVII Concierto de Navidad del Auditorio de Murcia; o Canto para violín nº2, para violín solo, obra que estrenará en breve Alejandro Bustamante. También piezas como Berceuse et noir, para dos claves, o la finalización de una de mis obras para piano solo más ambiciosa como son las 12 piezas que componen Cantos negros para piano solo, una obra que abarca de 2006 a 2016. Y en estos momentos, sigo trabajando en obras de cámara para violoncello y piano o para pequeños grupos de cámara, una obra para saxofón solo, una revisión de mi obra Concierto de San Fernando, para guitarra y orquesta de cámara, y varias obras orquestales, algunas concertantes como el Concierto nº2 para piano y orquesta, o una obra para actriz y grupo orquestal. Proyectos todos ellos aún esbozados, pero ciertamente desarrollados.

Quiero agradecer muy sinceramente a la revista ‘Entrelineas’ su interés por mi música, y dar mi más sincera felicitación por su trabajo en la difusión de las Artes. Gracias.

-Gracias a José Zarate por atender a ‘Entreletras’ y su amabilidad contestando a nuestras preguntas

ARTÍCULOS PUBLICADOS EN ENTREVISTAS

Publicidad