noviembre 2020 - IV Año

CINE

Alfred Hitchcock (y II)

Maestros de la historia del cine

alfhEn 1948, Hitchcock rueda La soga (Rope), adaptación de la obra de Patrick Hamilton sobre el famoso homicidio cometido en 1924 por Nathan Leopold y Richard Loeb. Por un ajuste de cuentas, un hombre es asesinado por sus colegas Brandon Shaw (John Dall) y Philip Morgan (Farley Granger). Enseguida organizan una cena en la misma escena del crimen a la que están invitados, entre otros, los padres de la víctima y su novia. El profesor Rupert Cadell (James Stewart), atento al comportamiento extraño de los jóvenes, comienza a sospechar de ellos. La soga es la primera película de Hitchcock rodada en color y, como en Náufragos, muestra un suspense meticulosamente planificado en una sola localización. Atormentada (Under Capricorn, 1949) es un drama histórico ambientado en la Australia del siglo XIX. Ingrid Bergman interpreta a una joven que, gracias al amor, consigue eludir el alcohol y la locura. En 1950 el realizador regresa a Gran Bretaña para dirigir Pánico en la escena. Jonathan Cooper (Richard Todd), enamorado de una sensual actriz y cantante (Marlene Dietrich), es acusado de ser el asesino del marido de ésta. Su su amiga Eve (Jane Wyman) intenta esclarecer los hechos. Un año después Hitchcock rueda la excelente Extraños en un tren (Strangers on a Train), adaptación de la novela de la gran Patricia Highsmith alrededor del chantaje y el homicidio. Dos hombres (Robert Walker y Farley Granger) coinciden en un tren y comienzan a elucubrar con la idea de cometer un asesinato. En 1953 el director adapta un drama religioso escrito por Paul Anthelme. Yo confieso narra la historia un sacerdote (Montgomery Clift) cuya conciencia le fuerza a asumir la culpabilidad de un crimen que no ha cometido.

La ventana indiscretaCon la actriz Grace Kelly, una de sus musas rubias, Hitchcock rodará tres películas. Crimen perfecto (1953) es la adaptación de una obra de Frederick Knott. Un hombre sin escrúpulos (Ray Milland) elabora un plan para deshacerse de su mujer (Grace Kelly) y heredar su fortuna, pero ésta mata al sicario en defensa propia. Adaptación de una novela de Cornell Woolrich, La ventana indiscreta (1954) también es filmada con maestría en una sola localización. Cuando unn fotógrafo se ve inmovilizado por una pierna escayolada, comienza a obsesionarse con los comportamientos de los vecinos de enfrente. Descubre que uno de ellos (Raymond Burr) ha matado a su esposa y que la próxima víctima puede ser su novia (Grace Kelly). La película tiene un gran éxito y obtiene cuatro nominaciones al Óscar, incluida la de mejor dirección. Atrapa a un ladrón, (To Catch a Thief, 1955) es una sofisticada y glamurosa comedia policíaca inspirada en una novela de David Dodge. John Robie (Cary Grant), un legendario atracador retirado, que se convierte en el principal sospechoso de una serie de robos cometidos en la Riviera Francesa. Una rica heredera (Grace Kelly) le desenmascara y se ofrece para ayudarle en sus golpes.

Protagonizada por Shirley MacLaine y John Forsythe, Pero ¿quién mató a Harry? (The Trouble with Harry, 1955) es una comedia macabra salpicada de humor británico. Varias personas relacionados con un cadáver (un niño, su madre, un cazador…) elucubran sobre sus propias culpabilidades. En 1956, por primera y última vez, Hitchcock decide rodar un remake de una película propia, El hombre que sabía demasiado. Antes de ser asesinado, un espía confiesa a un médico (James Stewart) que se prepara un atentado. Éste y su mujer (Doris Day) se verán implicados en un complot internacional. El tema Que Sera, Sera (Whatever Will Be, Will Be), interpretado por Day, obtiene el Oscar a la mejor canción original. Rodada en blanco y negro, Falso culpable (The Wrong Man, 1956) es un drama basado en una historia real de un error judicial. Un músico del Stork Club de Nueva York (Henry Fonda) es acusado sin pruebas como el autor de varias estafas. El carácter inestable de su mujer (Vera Miles) le decide a intentar probar su inocencia.

PsicosisEn 1958 Hitchcock rueda una de las mejores películas de su carrera. Aunque la trama se centra en un homicidio, Vértigo, de entre los muertos es ante todo una oscura y extraña historia de amor. Scottie (James Stewart) un antiguo investigador de la policía se obsesiona progresivamente con una misteriosa joven rubia (Kim Novak). Pero su vértigo incurable y su enamoramiento imposible desembocan en una misteriosa tragedia. Un film que contiene un puñado de secuencias maestras. En Con la muerte en los talones (North by Northwest, 1959) el director retoma el tema del falso culpable. Roger Thornhill (Cary Grant) se convierte repentinamente en el objetivo de una misteriosa organización criminal. La inquietante Eve Kendall (Eva Marie Saint) le seduce con el fin de tenderle una trampa. Para la secuencia final, se recrean fielmente el Monte Rushmore y sus famosas esculturas presidenciales. Los créditos de la película, como los de Vértigo, son diseñados por el gran grafista Saul Bass y Bernard Herrmann compone de nuevo una brillante banda sonora.

En 1960 Hitchcock rueda Psicosis (Psycho, 1960), la más popular de sus películas y su mayor éxito comercial. Tras cometer un robo, Marion Crane (Janet Leigh) decide ocultarse en un solitario motel. El propietario, Norman Bates (Anthony Perkins), es un misterioso joven que vive con su posesiva madre en una vieja casa cercana de aspecto fantasmal. Adaptación de la novela de Robert Bloch, basada en la historia real de Ed Gein, un asesino necrófilo, Psicosis contiene una de las secuencias más impactantes de la Historia del Cine, el asesinato de su protagonista en la ducha. Un ejemplo de maestría en el montaje cinematográfico. Los pájaros (The birds, 1963), sobre una novela de Daphne du Maurier, comienza con el romance de Melanie Daniels (Tippie Hedren) y Mitch Brenner (Rod Taylor), que vive con su madre (Jessica Tandy) y su hermana (Suzanne Pleshette) en una casa aislada en un pequeño islote de Bodega Bay. Pronto, el lugar se convierte en el blanco de ataques de miles de violentas aves. Con espectaculares efectos especiales que mezclan escenas reales y de animación, Los pájaros es considerada todo un clásico del cine de terror catastrófico. En Marnie la ladrona (Marnie, 1964) se analiza la personalidad múltiple de una bella mujer (de nuevo Tippie Hedren) donde confluyen la cleptomanía, la frígidez, la amnesia y la falsa identidad. Cuando sus hurtos son descubiertos por su marido (Sean Connery), éste se sirve del psicoanálisis para intentar ayudarla.

Los pájarosA continuación, Hitchcock rueda dos thrillers de espionaje con la Guerra Fría como telón de fondo. En Cortina rasgada (Torn Curtain, 1966) un científico norteamericano (Paul Newman) y su novia (Julie Andrews) deben robar a los Países del Éste una valiosísima fórmula secreta. Topaz, por su parte, narra los intentos de un grupo de espías norteamericanos de sustraer unos valiosos documentos sobre las bases nucleares rusas en Cuba. Protagonizan Frederick Stafford, John Forsythe, Philippe Noiret y Michel Piccoli.

Frenesí (Frenzy, 1971) supone un nuevo regreso de Hitchock a Inglaterra. Un expiloto de la RAF (John Finch) es confundido con un maniaco sexual (Barry Foster) que estrangula con sus corbatas a una serie de mujeres. Perfecta planificación sobre una película redonda. En 1976 el director rueda su última película, La trama (Family Plot). Una anciana millonaria recurre a unas sesiones de espiritismo para encontrar a su único heredero. La recompensa ofrecida provocará el interés de una pareja de delincuentes (Karen Black y Bruce Dern). De nuevo, una magnífica muestra de suspense e intriga.

El 29 de abril de 1980, Alfred Hitchcock falleció en su casa de Los Ángeles a los 80 años de edad. Su estilo maestro ha influenciado y sigue inspirando a un gran número de cineastas: Brian de Palma, Steven Spielberg, François Truffaut, Roman Polanski, Claude Chabrol, Martin Scorsese y un largo etcétera.

ARTÍCULOS PUBLICADOS EN CINE

Cine

‘La cabina’ de Antonio Mercero, un mediometraje de culto

Cine

‘De Gaulle’, la película: una digna hagiografía

Cine

Una proposición indecente (Indecent proposal)

Cine

SAW

Cine

Los Nuevos Mutantes

Cine

Superagente Makey

Cine

Dónde estás, Bernadette

Cine

‘Divino Amor’, Brasil 2027

Cine

La posesión de Mary

Cine

Cuestión de justicia (Just Mercy)

Cine

‘Parásitos’ en cartelera, un éxito tras ser premiada en los Oscars

Cine

Atrapado en el tiempo (Groundhog day)

Cine

‘Mujercitas’, un viaje al mundo de Emerson

Cine

Luis Eduardo Aute, cineasta: ‘Un perro llamado Dolor’

Cine

Kim Kong, la ingeniosa miniserie de Stephen Cafiero inspirada en Kim Jong-un

Cine

El oficial y el espía, la película del caso Dreyfus

Cine

¿Star Trek o pandemia zombi?

Cine

‘Estallido (Outbreak)’, un thriller epidémico

Cine

‘La amenaza de Andrómeda’, el virus que llegó del espacio

Cine

El confinamiento como materia literaria y cinematográfica

Cine

Trainspotting, la vida en el abismo

Cine

‘Sin novedad’, un drama social y psicológico de Miguel Berzal de Miguel

Cine

Cine con sombrero para quitarse el sombrero

Cine

El Joker: entre la reacción y la vanguardia

Cine

El jovencito Frankenstein (Young Frankenstein)

Cine

Star Wars: la fuerza nunca ha dejado de ser una cuestión psicopolítica

Cine

De Peñaranda de Bracamonte a Hollywood: la extraordinaria vida del Señor Wences

Cine

Un subgénero sobre ‘viajes iniciáticos’ … Gravity

Cine

El libro que aún le debemos al cineasta Julio Coll

Cine

Háblame de ti (Un homme pressé)

Cine

Del linchamiento económico del pueblo griego

Cine

Ad Astra: hacia las estrelllas

Cine

Jarmusch o el síndrome Zurbarán: de katanas e Inmaculadas.

Cine

La naranja mecánica (Clockwork Orange)

Cine

Paco Rabal y Águilas: un vínculo profundo e indestructible

Cine

American History X

Cine

Heat

Cine

Antoni Ribas, un luchador incomprendido…

Cine

Ode to the goose (Oda al ganso)

Cine

La masái blanca

Cine

Agnés Varda, entre el documental y la ficción

Cine

The Star

Cine

Million Dollar Baby

Cine

Despidiendo a un grande, despidiendo a mi padre

Cine

Song of the petalars: Cuando los Thundercats regresaron con el cambio de siglo

Cine

‘Mi vecino Totoro’, una de anime

Cine

La Sierra de Teruel… una película con mucha historia detrás

Cine

Superlópez

Cine

Woody Allen. El poder del psicoanálisis (y III)

Cine

Woody Allen. El poder del psicoanálisis (II)

Cine

Woody Allen. El poder del psicoanálisis (I)

Cine

Bohemian Rhapsody

Cine

El nacional-catolicismo, también, tuvo su cine

Cine

13 Muestra de Cine Europeo MUCES Segovia

Cine

Los avatares de ‘La respuesta’ de Josep María Forn

Cine

¿Qué fue de Baby Jane?

Cine

El gigante de hierro

Cine

Una película desasosegante e imprescindible de Gianfranco de Bosio

Cine

‘100 metros’ de Marcel Barrena

Cine

‘Campeones’ de Javier Fesser

Cine

‘Canciones para después de una guerra’: desenmascarando el relato oficial

Cine

‘Point Break’ de Kathryn Bigelow

Cine

Alfred Hitchcock (y II)

Cine

Alfred Hitchcock (I)

Cine

‘Rebelde entre el centeno’: el autor que se escondía del mundo.

Cine

‘Un lugar tranquilo’ de John Krasinski

Cine

‘Invitación de boda’: una ‘road movie’ palestina

Cine

Los mil y un rostros de tiempos modernos

Cine

Brian de Palma (y II)

Cine

Brian de Palma (I)

Cine

Entre Tennesee Williams y Clifford Odets pasando por Woody Allen

Cine

¡Este negro da la cara!

Cine

‘Dead man walking’: la compasión y el amor contra el ‘asesinato legal’

Cine

‘Señorita María, la falda de la montaña’

Cine

El año Bergman

Cine

De Sica: Rescate del olvido

Cine

Platón inventó el cine

Cine

Alien: Covenant